Ideas para disfrutar el Adviento en familia.

Con estas ideas para el Adviento para disfrutar en familia, podrás hacer de este tiempo uno de los más preciosos que hayas vivido si le pones fe y entuasiamos a cada una de ellas.

Recordemos que, entre las compras, las decoraciones, envolver regalos, cocinar los platos típicos navideños, las visitas inesperadas pero maravillosas, los días del Adviento se vuelven fácilmente tan ocupados que podemos perder de vista lo que realmente significa la Navidad: esperar con recogimiento el nacimiento del Niño Dios.

10 ideas para el Adviento para disfrutar en familia.

A continuación, algunas sugerencias que nos pueden ayudar a bajarle la velocidad a la época y al mismo tiempo, nos ayudan a volver nuestras festividades más santas.

Estas son ideas sencillas pero que están cargadas de una gran emocionalidad y que conducen a un crecimiento espiritual

1. Un retiro familiar.

El retiro nos aleja de las distracciones del mundo y nos ayuda a acercarnos a Dios. Un retiro individual puede ser una experiencia maravillosa, pero también hay retiros para parejas y familias.

La mayoría de ellos no son tan caros, pero un retiro para la familia puede ser un regalo con recuerdos y beneficios que perduraran para siempre.

Pregunta a tu párroco si te puede recomendar un buen retiro al cual asistir.

2. La corona de Adviento.

La oración de la Corona de Adviento antes de la cena es una memoria que nos puede acercar mucho como familia y que tiene una tradición centenaria.

Dependiendo de las edades y posibilidades, cada miembro de la familia puede compartir responsabilidades. Nosotros alternamos cada semana con cada niño para que enciendan una vela. Pueden compartir las lecturas diarias. A veces juntos como familia armamos la Corona.

Para cuando llega el momento de encender la última vela, la familia se ha acercado y cada uno está más lleno del espíritu navideño.

3. La oración en familia.

El adviento es un buen momento para tratar de rezar la Liturgia de las Horas, también conocida como los oficios divinos.

Esta forma de oración diaria está compuesta por muchos salmos y lecturas que son rezadas por los religiosos a través del año. Puedes tratar de rezar la oración de los domingos por la mañana (Laudes) o cada oración de la noche (Vísperas) en familia.

La Liturgia de las Horas tiene una sección especial de adviento. Este don puede ayudar a mejorar la espiritualidad en la familia al aplicar el consejo de Madre Teresa:

«Familia que reza unida permanece unida».

4. Un regalo para un prójimo.

Nuestro Señor nos ha mandado a amar a nuestro prójimo. Todos tenemos a alguien cerca que esta solo o que quizás necesite una mano que lo ayude.

Podemos usar este tiempo para reconciliarnos con alguna amistad perdida, o para reconectar esa amistad que se ha enfriado debido a la distancia.

Podríamos usar este tiempo para ayudar a alguien con las reparaciones de su casa o alguna tarea.

Tal vez podemos invitar a alguien que esta solo a compartir la cena del domingo, ir de compras o a que nos acompañe a la misa dominical con nuestra familia.

5. La Hora Santa.

Pasar una hora con nuestro Señor todas las semanas durante el Adviento.

Este tiempo nos puede ayudar a suavizar un poco el ajetreo de la época navideña y ayudarnos a mantenernos enfocados en nuestro Señor Jesucristo.

6. Recuerde a su sacerdote.

No nos olvidemos que muchos de nuestros sacerdotes viven solos. Ellos pueden estar extrañando mucho a sus propios familiares en esta época del año.

Comparta el don de su familia con una persona que nos da tanto. Invítelo a cenar u ofrézcase a ayudar en algo. Esto puede mejorar sensiblemente la relación entre usted y su sacerdote.

7. Oración en familia frente al pesebre.

Coloque un pesebre en su hogar. Durante todo el Adviento pida a cada miembro de su familia que haga una oración frente al pesebre por otro miembro de la familia cada día.

Cuando cada uno de ellos haga su oración pueden colocar un palillo a los pies del pesebre. Se van a sorprender al ver cuánto se ha llenado el pesebre de paja para el día de navidad.

8. Llamar a un viejo amigo.

Seleccione a un amigo o miembro de la familia con quien no haya conversado en mucho tiempo.

La mayoría pensara en un compañero de estudios con el que hayamos perdido contacto. Su llamada puede llenarlos de alegría a ambos.

9. Tiempo juntos, uno a uno.

Haga un tiempo especial para pasar con cada miembro de casa. Pueden ir de compras, compartir una comida, poner juntos la decoración navideña. Disfrutarás de pasar este tiempo en una actividad que te permita conversar entre ustedes.

Esta puede hasta convertirse en una de sus tradiciones familiares favoritas. Mi hijo espero este día todo el año.

10. Una carta de agradecimiento.

Escriba una carta de agradecimiento a Dios de parte de toda la familia: Trate de hacer un recuento de todas las bendiciones que han recibido en el año en curso. Escríbalas y dele las gracias al Señor.

Se sorprenderá al ver cuanto el Señor ha lo ha bendecido en el año.

Dejá tu comentario

Si te Gusto esta Publicación... Coméntanos...

Tu dirección de Correo NO será Publicada


*