Relación Matrimonial ASOMBROSA

¿Qué puntaje le pondrían a tu relación matrimonial en este momento? ¿Están más felices, más fuertes y más satisfechos que nunca? ¿O los problemas y la rutina de la vida han puesto su romance en segundo plano? Creo que todos queremos que nuestros matrimonios sean asombrosos, pero a veces resulta difícil saber cómo hacerlo realidad.

Vivo en el «mundo real» tal como ustedes, y sé que no todos los días se parecen a una luna de miel, aunque también creo firmemente que la mayoría de las parejas casadas se conforma con una existencia de mediocridad cuando algo mayor está dentro de su alcance.

4 formas para tener un matrimonio ASOMBROSO.

Ya que he interactuado con parejas de todo el mundo, he encontrado algunos hábitos que pueden ayudar a que tu matrimonio pase de «normal» a ¡ASOMBROSO!. A continuación les muestro cómo empezar a convetir tu relación matrimonial en algo espectacular.

1. No dejar que la fantasía los aleje de la realidad.

Existe una gran tentación en el matrimonio de querer darle más emoción escapando hacia la fantasía. Para los hombres, por lo general esto implica la pornografía y para las mujeres, películas o libros con tramas eróticas. En el momento puede parecer que se le está «poniendo sabor a las cosas», aunque a largo plazo, en realidad los están insensibilizando de una forma peligrosa.

Nuestra indiferencia emocional hacia esos tipos de fantasía tarde o temprano puede crear indiferencia en nuestro matrimonio. Se debe trabajar en conjunto para hacer que la realidad se convierta en algo mejor que cualquier fantasía.

2. Crear «recuerdos memorables» juntos.

Cuando uno mira hacia atrás en su matrimonio, creo que algunos recuerdos memorables se destacan. Aquellos recuerdos por lo general requieren planificación y una inversión estratégica de tiempo y recursos para hacerlos posibles, sin embargo estas inversiones ¡valen la pena! Se puede crear una lista de deseos y buscar la forma de compartir estas experiencias.

3. Seguir descubriendo nuevos aspectos de cada uno.

Jamás se debe pensar que uno conoce completamente a su cónyuge. Aprender del otro es una travesía de descubrimiento para toda la vida. Compartan historias de su pasado, las perspectivas sobre el presente y los deseos para el futuro. 

4. Buscar una forma de cambiar el mundo juntos.

Esta es más fácil de lo que parece. Las parejas más felices que conozco suelen servir juntos de alguna forma significativa. Puede ser haciendo un voluntariado en su comunidad, sirviendo en su iglesia o apoyando una causa que tenga importancia para ambos.

Mi esposa y yo trabajamos juntos ayudando a otros a construir matrimonios sólidos y definitivamente esto ha fortalecido nuestro matrimonio en el proceso.  

Dejá tu comentario

Si te Gusto esta Publicación... Coméntanos...

Tu dirección de Correo NO será Publicada


*