Tentaciones del demonio para arruinar matrimonios

En este mundo, el demonio busca la forma de poner muchas tentaciones para destruir matrimonios. Él quiere verdaderamente arruinar los matrimonios a como dé lugar, pues son reflejo y semejanza del amor de Cristo por su Iglesia.

1. Vivir juntos. Unión libre.

Hoy en día, muchos optan por la Cohabitación, es decir, un matrimonio de prueba. Hoy en día, si una pareja comienza a convivir en un matrimonio similar, casi se considera normal.

Muchos jóvenes afirman: «Tenemos que probarlo primero, comprobar si tenemos química». «Tenemos que ver si funciona, si somos compatibles».

2. Uniones del mismo sexo.

A pesar de que las uniones homosexuales han sido legalizadas, eso no significa que sean correctas. Lo que es legal no siempre es moral.

La Sagrada Escritura nos enseña que volviendo al Libro del Génesis que Dios creó al hombre y a la mujer, Adán y Eva, y dijo que un hombre debe dejar a su padre y a su madre para unirse a su esposa:

3. El adulterio.

En el Sermón del Monte Jesús elevó el amor, la fidelidad y la pureza a un nivel mucho más elevado. Jesús dijo:

«Tú lo has escuchado: No cometerás adulterio. Pero yo les digo que todo aquel que mire a una mujer con lujuria, ya ha cometido adulterio con ella en su corazón»(Mateo 5,27-28).

4. No estar abierto a la vida.

Hace años las parejas se casaban y anhelaban que los niños vinieran lo antes posible. Las parejas con 6, 8, 10 o 12 hijos eran casi la norma. Este siempre era el caso, incluso si económicamente la pareja no tenía una abundancia.

Hoy en día es todo lo contrario. Las parejas se casan y su mentalidad es cómo podemos evitar tener hijos.

5. Falta de comunicación.

Debe decirse, a nivel social, que muchas parejas, desde el comienzo de su matrimonio, nunca aprendieron realmente a dialogar. Nunca aprendieron el importante arte de la comunicación.

Dejá tu comentario

Si te Gusto esta Publicación... Coméntanos...

Tu dirección de Correo NO será Publicada


*